De mayor quiero ser molon…

De molón no se hace,
De molón se nace.
Así es amigos. Creía conocer a Charly, después de vivir en Grenoble y compartir aventuras en Barcelona, pero no. Se me había ocultado una parte, la parte que de verdad el lleva dentro.
 
 
 
Charly, primer poli molon

Charly es molón. Así, a secas. Charly no se esfuerza para ser molón. Le sale. Sino como os explicáis que carretee una guitarra por el mundo sin apenas saber tocarla ??? Pues el es así. El molón va con su guitarra a cuestas, y Charly también.

 
 
 
Charly, «air guitarrist» molon

Charly es molón 24 horas al día, 7 horas a la semana y todo el ano. No se puede ser molón a tiempo parcial. No existe. No hay tregua para ser molón. No sabes nunca cuando alguien intentara testear tu grado de molón.

 
 
 
Charly, en plan anuncio de compresas, molon

Yo aprendiz, para algún día intentar parecer molón, le hice una pregunta a Charly. Eran las ocho de la mañana, nos acabábamos de levantar y Charly se paseaba en camiseta y sus clásicos calzones blancos (merecen otro post). Al verlo en esa guisa, yo le pregunte:

– Así, sigues siendo molón ? No me hagas reír…

El me espeto: – Tu problema, joven aprendiz, es que al no ser molón, no sabes reconocer quien lo es de verdad.

Ante tal contundente afirmación, me fui a llorar un rato.

Con cariño Charly.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *